Tratamiento de canal: ¿Qué es? ¿Duele? ¿Cuál es el precio? ¿Cuáles son las ventajas? ¡Vea todo lo que necesita saber sobre el procedimiento!


Tratamiento de canal

Tener que hacer un tratamiento de conductos es una de las principales preocupaciones de aquellos que tienen miedo de ir al dentista - después de todo, esta especialidad de endodoncia tiene una cierta reputación! ¿Quién no ha oído nunca que el procedimiento duele, que es caro y otras historias? Para desmitificar la cirugía, Sorrisologia habló con el dentista André Alvim y preparó una guía completa sobre el tema. ¡Mira esto!

1. ¿QUÉ ES EL TRATAMIENTO DE CONDUCTO?


El tratamiento de conductos se hace extrayendo la pulpa del diente, el tejido que se encuentra dentro de estos huesos. "La pulpa dañada se retira y el espacio resultante debe ser limpiado, preparado y llenado", explica André, que es un experto en la materia. "El tratamiento del conducto radicular está indicado cuando la pulpa está infectada o muerta, y esto ocurre principalmente en los casos en que las caries son profundas, las fracturas o los traumas".

1.1. PASOS DEL TRATAMIENTO DE CANAL


Algunas personas dicen que conocer todos los procesos de una cirugía o intervención médica ayuda a reducir el miedo que sentimos. Si eres parte de este equipo, André cuenta un poco más sobre cómo funciona, paso a paso, el tratamiento del canal:

Acceso: primero tienes que abrir el canal para empezar el tratamiento. Advierte que es esta parte del procedimiento la que se realiza con el famoso "motorzinho" - una fuente de temor para aquellos que no les gusta mucho ir al dentista;

Eliminación de la pulpa infectada: "Los canales se vacían, se descontaminan, se ensanchan y se alisan", explica André. En esta parte, se utilizan archivos y herramientas especiales para la irrigación.

Obturación de los canales: para terminar el tratamiento, los canales se rellenan permanentemente con un material específico, haciendo el sellado. El resultado final todavía puede ser protegido con una corona, prótesis parcial que involucra todas las caras dentales, que se cementa en el diente restaurado.

1.2. ¿DUELE EL TRATAMIENTO DE CONDUCTO?


Probablemente el mayor mito en torno al tratamiento de conductos radiculares se refiere al dolor que causa el procedimiento. Si alguno de sus conocidos ha pasado por ello, estoy seguro de que lo han comentado. No hay pánico: el profesional aclara por qué existe esta relación. "El dolor es causado por la infección del diente y cuanto más tiempo tarde el paciente en buscar tratamiento, mayor será el dolor. Pero desde el momento en que el paciente es anestesiado, el tratamiento es totalmente indoloro", explica.

Para evitar que la infección se convierta en un problema aún más doloroso, lo ideal es ir al dentista con frecuencia para evaluar su salud bucal. A la primera señal de que algo está mal con la pulpa dental, él le indicará el mejor tratamiento para usted!

2. ¿CUÁNTO CUESTA UN TRATAMIENTO DE CONDUCTOS?


Otra preocupación común entre los pacientes es el costo del tratamiento de conducto. "Cada diente tiene un valor, pero en promedio los precios varían entre 700 y 1500 reales para los dientes anteriores y entre 1000 y 2000 reales para los dientes posteriores", dice el Dr. André.

Es importante recordar que el procedimiento es una inversión en tu salud oral y que dejar el diente infectado sin tratar puede dañar - y mucho - tu cuerpo. Asegúrate de hablar con tu dentista para saber cuál es la mejor opción y presupuesto para ti.

3. POSTOPERATORIO: ¿EL TRATAMIENTO DEL CANAL NECESITA DESCANSO?


El período postoperatorio de la endodoncia también tiene sus exigencias, pero, a diferencia de la extracción de la sabiduría y otras cirugías más invasivas, no requiere un descanso tan intenso o prolongado. En otras palabras: puede hacer el procedimiento y, poco después, continuar con su horario habitual. "Después del tratamiento de conducto, la rutina puede mantenerse, como trabajar y hacer ejercicio", dice André. Sin embargo, advierte que se necesita algo de cuidado en este momento.

3.1. CUIDADOS DESPUÉS DEL TRATAMIENTO DE CONDUCTO


En cuanto a la alimentación: en las primeras horas después del tratamiento de conductos, hay que tener un poco más de cuidado durante la masticación: hay riesgos de morder la mejilla mientras se come debido a la anestesia.  

Dolor después del tratamiento de conducto: "Es normal que el diente esté sensible poco después del tratamiento, en cuyo caso el paciente puede tomar un analgésico, pero si el dolor persiste es necesario contactar con el dentista", advierte André.

Mientras se espera la restauración definitiva: A menudo se deja a los pacientes con una sedación temporal en el diente afectado hasta que se complete el tratamiento, generalmente con un material permanente o una corona. "Otro cuidado importante que debe tener el paciente es no masticar el diente hasta que se haga la restauración definitiva", recomienda el especialista.

4. VENTAJAS DEL TRATAMIENTO DE CANALES


Incluso si usted puede estar un poco asustado, hacer un tratamiento de conductos tiene muchas ventajas para su salud oral. "Cuando el problema golpea la pulpa dental, la única manera de recuperarse es tratando el canal", explica André. Aunque hay algunos factores que pueden dificultar el procedimiento -como la anatomía del diente afectado o las calcificaciones que impiden el acceso al canal-, ayuda a prevenir una serie de problemas derivados de la infección.

5. MITOS Y VERDADES SOBRE EL TRATAMIENTO DE CONDUCTOS


Debido a su reputación, además de su reputación por el dolor, hay una serie de mitos en torno al tratamiento de los canales. Le aseguramos: si va a pasar por este procedimiento, no hay nada de qué preocuparse. La sorrisología también trae - y revela - hoy algunos de los rumores más escuchados sobre la cirugía!

5.1. ¿EL TRATAMIENTO DE CONDUCTOS OSCURECE LOS DIENTES?


Cierto, pero no tanto. Según la técnica utilizada y el estado de la lesión en el momento del tratamiento, puede hacer que el diente parezca manchado. Hoy en día, ya hay diferentes opciones de materiales y procedimientos para evitar este resultado!

5.2. ¿SÓLO NECESITO UN TRATAMIENTO DE CONDUCTOS CUANDO ME DUELE EL DIENTE?


¡Mito! Aunque el dolor es un signo muy característico de que hay un problema con la pulpa dental, también indica que el problema puede estar ya agravándose. Cuanto antes se descubra la infección - por lo que la necesidad de visitas frecuentes al dentista - mayores son las posibilidades de que el tratamiento de conducto funcione.

5.3. ¿PUEDE LA CARIES GENERAR LA NECESIDAD DE TRATAMIENTO?


¡Sí, pueden! En etapas más severas y avanzadas, la caries puede dañar los dientes en su interior, afectando a la pulpa, y entonces, para que la infección no se extienda, es necesario un tratamiento de conductos. Sin embargo, este escenario puede evitarse con una cuidadosa higiene bucal, cepillado y uso de hilo dental a diario.

5.4. ¿PUEDO TENER PROBLEMAS CON EL DIENTE AFECTADO OTRA VEZ?


¡Sí, puedes! Si el diente sufre algún trauma o fractura de nuevo, puede necesitar un tratamiento de conducto de nuevo. Sin embargo, recuerde: este procedimiento es la solución más efectiva para el diente afectado y, con todo lo que ha aprendido hoy, puede estar seguro.

Comentarios

Entradas más populares de este blog

Lente de contacto dental: Lo que es y cómo funciona

Prótesis dentales: qué son, tipos de prótesis, cuidados principales y cómo puede ayudar a tu sonrisa

Bruxismo: ¿Qué es? Causas y tratamientos

¿Tienes un dolor en la boca? Averigua por qué estás buscando ayuda

Muelas del juicio: Remoción, mitos y verdades

¿Cómo funciona el blanqueamiento dental?

Dispositivo fijo transparente y alineador invisible: ver las principales ventajas y cómo mantener cada una de ellas

¿Sabes qué causa el sarro en tus dientes? Comprender cómo prevenir esta enfermedad

¿Qué son las dentaduras (postizas)?

La caída de los dientes de leche: ¿qué cuidados se necesitan en ese momento?